domingo, 27 de enero de 2013

EN CUBA, UN DOMINGO DE DEMOCRACIA Y PATRIOTISMO


En una Nación Parlamentaria,
es necesario que el Parlamento sea
la copia legítima del Pueblo que lo eligió,
y si no lo es, ha de tenderse a que lo sea”.
José Martí

Por José Gilberto Valdés

El apacible ambiente dominguero ha sido perturbado en Cuba:

En las primeras horas de la mañana, se llevó a cabo la comprobación de los preparativos de las autoridades electorales para el ejercicio democrático de los comicios el próximo 3 de febrero.

Desde avanzada la tarde,  la agitación de las principales ciudades resulta de la popular y masiva la realización de Marchas de las Antorchas, que rindieron homenaje al más universal de los cubanos, José Martí, en el aniversario 160 de su  natalicio.

Con éxito fue verificada la preparación de los colegios y las comisiones electorales para 
Foto Orlando Durán (ADELANTE)
atender el próximo domingo a más de ocho millones de hombres y mujeres en todo el archipiélago cubano, quienes elegirán a 612 diputados al Parlamento y mil 269 delegados a las 15 Asambleas Provinciales del Poder Popular. Estas funciones de gobierno popular se asumirán por un plazo de cinco años.

 En la primera parte de las elecciones, celebrados durante los meses de octubre y noviembre de 2012, se seleccionaron por dos años y medio a los delegados (concejales) a las Asambleas Municipales del Poder Popular.

Ambos procesos democráticos, irrepetibles en el mundo,  son custodiados por niños y adolescentes.

  Por su lado, la noche del domingo se convirtió en homenaje a los 160 años del Héroe Nacional José Martí, inspirador  del movimiento social encabezado por Fidel que cambió la ruta  de la Historia.

También, la jornada nocturna fue escenario de actos de reafirmación revolucionaria, cuando estudiantes, trabajadores y pueblo en general reeditaron la tradicional Marcha de las Antorchas en las principales ciudades, a todo lo largo de la Isla caribeña que asemeja un verde caimán.

Así se repitieron las escenas de hace sesenta años, cuando la llamada Generación del Centenario confeccionó antorchas con palos y latas, las que llenaron de estopas empapadas de combustible y desfilaron por las calles de La Habana el 27 de enero de 1953 en franco desafío a la dictadura de Batista. 

Nuevos objetivos convocan a la juventud cubana, en fin a todo el pueblo, a esparcir las luces las ideas de esta Marcha de las Antorchas en el empeño de perfeccionar las grandezas de la Patria y de sus hijos para más socialismo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario