martes, 30 de noviembre de 2010

MÉDICOS , ENFERMEROS, TRABAJADORES DE LA SALUD: LOS MEJORES EMBAJADORES CUBANOS

Cuando estamos a pocas horas de la celbración del Día de la Medicina Latinoamericana da gusto leer cosas como la que escribe mi colega María del Carmen Fuentes:

Qué bueno saber que en los últimos 7 días, gracias al descomunal esfuerzo de los médicos cubanos en Haití, no se ha reportado ningún fallecido por cólera en los 37 centros asistenciales atendidos por los galenos de esta Isla. Hasta hoy 26 040 personas afectadas por el cólera recibieron allí tratamiento. La Brigada “Henry Reeve” se incorpora con 12 centros más(1 100 nuevas camas, en casas de campaña).
Y me apropio de esta noticia para subrayar el valor extraordinario de la Escuela Cubana de Medicina, ese de formar profesionales capaces de enfrentarse a contingencias y pandemias con la vocación, para bien, exageradamente humanizada.
Pero este es tan solo un ejemplo, !y tremendo ejemplo!. Porque pudiera hablarse de tantos y en tantas latitudes del mundo, ahora que se acerca el 3 de diciembre, Día de la Medicina Latinoamericana, un momento en el que exaltamos la labor cotidiana no sólo de los galenos, sino de todo el personal de la salud que se consagra dentro o fuera de las fronteras de Cuba.
Si merecen la significación los que parten a tierras lejanas, tanto o más se la debemos a esos que cubren con un doble esfuerzo el puesto de su colega internacionalista y que no se quejan del cansancio ante sus pacientes. Esos que no tienen horario para ofrecer una consulta verdadera, sin límites de enfermos ni de horas, o la enfermera que consuela el cuerpo y el espíritu, o el paramédico que justo a tiempo reanima y traslada junto al ambulanciero y logran salvar una, dos..., cuántas vidas.
Cuando está más próximo el día que escogimos para honrar a quienes nos cuidan la salud, honrando a un médico ejemplar: Carlos J. Finlay, camagüeyano infatigable y descubridor del agente trasmisor de la fiebre amarilla, agradecemos a todos los que ya forman parte de nuestra historia personal y familiar.
Sí, porque ellos, los buenos, los que persisten investigando para diagnosticar con acierto, los que luego de una operación no abandonan al paciente y tras el tiempo pueden recordar el caso, o los técnicos eficientes, manos derecha del galeno, y también aquellos que ya no están, resultan inolvidables. A veces podemos agradecerles, pero en otras tantas ocasiones, no.
A todos, entonces, los que se desandan tierras ajenas, y los del hospital cercano, los del consultorio, de la policlínica, que los reconocemos por su ética y su consagración verdadera, llegará el reconocimiento de muchas y muchas personas que con ellos y ellas, se sienten en deuda porque más que profesionales han sido esencialmente ALTRUISTAS SERES HUMANOS
Publicado por María del Carmen Fuentes Pérez en 16:49

martes, 23 de noviembre de 2010

Cepeda al bate, otra vez

Con mucho entusiasmo llamé telefónicamente a mi esposa. La noticia era esperada: Frederich Cepeda entrena para jugar en la 50 Serie Nacional de Béisbol. Elita y yo somos fanáticos seguidores del equipo Cuba y nos sorprendió que no formara parte del rooster del equipo Sancti Spíritus el destacado jardinero izquierdo cubano, quien exhibe en esa posición el mejor average ofensivo en la historia del país. Con treinta años de edad, la pasada campaña bateó para .345 y pegó 24 cuadrangulares. Ahora volvió a batear de jonrón. Se cogieron la lengua con la puerta muchos comentaristas de café con leche y las especulaciones sobre indisciplinas y sanciones. En la pelota nacional soy camagüeyano, porque aunque sea amargo es nuestro vino, sigo a Santiago cuando patea a Industriales y a Sancti Spíritus porque es un equipo de peloteros estelares.

Cepeda al bate, otra vez

Con mucho entusiasmo llamé telefónicamente a mi esposa. La noticia era esperada: Frederich Cepeda entrena para jugar en la 50 Serie Nacional de Béisbol. Elita y yo somos fanáticos seguidores del equipo Cuba y nos sorprendió que no formara parte del rooster del equipo Sancti Spíritus el destacado al jardinero izquierdo cubano, quien exhibe en esa posición el mejor average ofensivo en la historia del país. Con treinta años de edad, la pasada campaña bateó para .345 y pegó 24 cuadrangulares. Ahora volvió a batear de jonrón. Se cogieron la lengua con la puerta muchos comentaristas de café con leche y las especulaciones sobre indisciplinas y sanciones. En la pelota nacional somos aficionados del "Camagüey", aunque pierda mucho, en fin, es amargo pero es nuestro vino, seguimos a "Santiago" porque patea al arrogante "Industriales" y al equipo "Sancti Spíritus" porque es un equipo de peloteros estelares, y su sistema de juego favorece al espectáculo deportivo.

jueves, 11 de noviembre de 2010

ANGOLA SIEMPRE EN LA MEMORIA

Por José Gilberto Valdés
valdes@tvcamaguey.icrt.cu

TREINTA Y CINCO AÑOS se cumplen de la declaración de la independencia de Angola. La guerra en ese país africano puede resultar lejana y extraña para muchos. El promedio de edad de quienes comparten conmigo no rebasa los 38 años. Yo forjé mi juventud en esas tierras y recuerdo las cosas como el primer día.

Corría el mes de noviembre de 1975 y los cubanos aguardaban con grandes
expectativas la celebración del Primer Congreso del Partido Comunista de Cuba. También en las calles circulaba un secreto a voces acerca del envió de combatientes para Angola, mientras que en las unidades militares, a ciertas preguntas se respondía: el compañero está pasando una escuela. Todos compartíamos un gesto conspirativo.

La realidad era que en los momentos en que Agostino Neto proclamaba la nueva república popular, internacionalistas cubanos participaban en los combates contra la invasión del norte, en la que soldados zairenses y mercenarios apoyaban a grupos contrarrevolucionarios. También al sur enfrentaban la penetración de tropas de la racista Sudáfrica que respaldaban a la UNITA.

Durante el Congreso del PCC, del 17 al 22 de diciembre de 1975, el Comandante en Jefe Fidel Castro destaca la ayuda al Movimiento para la Liberación de Angola (MPLA) y a su pueblo, en su lucha contra las tropas de África del Sur.

Al iniciar enero de 1976, en plena efervescencia de la lucha, una noche me citan a la unidad militar de la cual yo era reservista. Los jefes solo preguntan: ¿Está Usted dispuesto a cumplir voluntariamente una misión internacionalista? Yo estaba preparado para la respuesta afirmativa, aun cuando durante la travesía en un barco abundaba con los comisarios políticos la definición de internacionalismo proletario. De la trayectoria marítima recuerdo que se acercaron dos de los buques camuflados; se violaron medidas de seguridad cuando los hombres salen a cubierta y entre saludos comienzan a entonar el himno nacional cubano.

Pocos dias después en el propio puerto de Luanda se sacan de las bodegas tanques, cañones, camiones y los hombres bajan armados por la escalerilla. En la propia explanada se arman las columnas y marchan a los frentes de combate.

Según datos del investigador Benito Estrada Rodríguez, en su libro testimonio “Combatientes del Mayor” (1), en los primeros meses de la lucha, participan alrededor de 200 camagüeyanos que habían marchado como parte de otros contingentes cubanos. La cifra se multiplicó, posteriormente, con el Batallón de la Gloria Combativa Camagüey y otras unidades militares, integradas la mayoría por reservistas.

La Operación Carlota (2) es nombre de la prolongada y exitosa campaña internacionalista cubana que culminó en mayo del año 1991. Alrededor de 400 mil cubanos acudieron voluntariamente a brindar su sudor y sangre por el pueblo de Angola. Afortunados quienes no conocen el rigor y el sacrificio de la guerra. Dichosos quienes siempre la tienen en la memoria.


(1)El escritor alude al Mayor General Ignacio Agramonte, patriota insigne camagüeyano de la Guerra de 1868-1878 contra la metrópoli española.
(2) Nombre de la esclava que en 1844 encabezó una rebelión en Matanzas.

miércoles, 10 de noviembre de 2010

Todo un pueblo en Congreso

Por José Gilberto Valdés
valdes@tvcamaguey.icrt.cu

Una de las características genuinas del proyecto social cubano es la participación popular y masiva de cada ciudadano en la toma de decisiones gubernamentales y legislativas que definen el destino de todos y para el bien de todos.

De esta forma, por ejemplo, mostramos confianza y optimismo cuando acudimos, desde el año 1976, a las elecciones parciales de los delegados (concejales) a las Asambleas Municipales del Poder Popular, cada dos años y medio, y las generales para elegir por cinco años a los diputados a la Asamblea Nacional del Poder Popular. ¿Quiénes están incluidos en las boletas? : Candidatos propuestos en los barrios y comunidades, a partir de los méritos extraordinarios de amas de casa, obreros, campesinos, intelectuales, científicos, militares, estudiantes y jubilados

Ahora nos disponemos a dar otros pasos trascendentales en nuestra sociedad. Se trata de poner en vigor las primeras frases del concepto expresado por Comandante en Jefe Fidel Castro, el Primero de Mayo del año 2000: Revolución es sentido del momento histórico; es cambiar todo lo que debe ser cambiado;…

Hoy en día la batalla económica constituye la preocupación y ocupación de todos para la supervivencia y continuidad del Socialismo cubano. En las circunstancias actuales debemos ser más productivos y eficientes. Por tal razón, se ha convocado al Sexto Congreso del Partido Comunista de Cuba, el cual se concentrará en adoptar los lineamientos del futuro a corto, mediano y largo plazos en la política económica y social del Partido y la Revolución.

El General de Ejército Raúl Castro, Presidente del Consejo de Estado y de Ministros, convocó a la magna cita de los comunistas para, en la segunda quincena de abril próximo, en ocasión de los aniversarios 50 de la victoria de Playa Girón y de la proclamación del carácter socialista de la Revolución Cubana. El anuncio se llevo a cabo durante la celebración del décimo aniversario del convenio integral entre Cuba y Venezuela.

Previo a este encuentro nacional, se llevará a cabo desde el primero de diciembre hasta el 28 de febrero un proceso de análisis masivo del proyecto de linimientos con la militancia del PCC y todo el pueblo, desde los centros laborales hasta la comunidad.

Otra vez, los cubanos podemos sumar opiniones y sugerencias para rectificar errores y continuar el perfeccionamiento de nuestro Socialismo.