sábado, 30 de mayo de 2015

CUBA NUNCA DEBIÓ ESTAR EN LA LISTA DE PAÍSES PATROCINADORES DEL TERRORISMO



Estados Unidos eliminó este viernes oficialmente a Cuba de la lista de países que patrocinan el terrorismo, informó el Departamento de Estado.  La decisión la tomó el secretario de Estado, John Kerry, luego de que venciera el plazo de 45 días de notificación al Congreso. “El plazo de 45 días de notificación al Congreso ha expirado, y el Secretario de Estado tomó la decisión final de rescindir la designación de Cuba como Estado Promotor del Terrorismo, que se torna efectiva hoy, 29 de mayo”, expresó el vocero del Departamento de Estado, Jeff Rathke, en su nota.
(Tomado de www.teleSURtv.net)

Por José Gilberto Valdés


Muchas personas  en el mundo mantuvieron la mirada fija en esta fecha del almanaque: 29 de mayo, como quienes esperaban  un acontecimiento extraordinariamente histórico  y, sin dudas, de repercusión mundial.

Se cumplirían los 45 días otorgados al Congreso norteamericano para adoptar el acuerdo de sacar a Cuba de la lista que injustamente fue incluida en el año 1982 de los países patrocinadores del terrorismo, emitida anualmente por el Departamento de Estado de USA.


El Congreso tenía pocas posibilidades de revertir la decisión del Presidente, que fue comunicada el pasado 11 de abril.

Autoridades políticas y gubernamentales de alto rango, organizaciones no gubernamentales y amigos en el mundo se han pronunciado a favor de revocar esa decisión.

En su trascendental discurso en la VII Cumbre de las Américas, en Panamá, el presidente  Raúl Castro destacó que “aprecio como un paso positivo la reciente declaración del Presidente Obama de que decidirá rápidamente sobre la presencia de  Cuba en una lista de países patrocinadores del terrorismo en la que nunca debió estar, les decía, porque cuando esto se nos impuso resulta que los terroristas éramos los que poníamos los muertos (…) en esa etapa tuvimos 3 478 muertos y 2 099 discapacitados de por vida; más otros muchos que fueron heridos”.

Las declaraciones  oficiales sobre la marcha del proceso para las relaciones entre Cuba y los Estados Unidos reflejan un buen augurio. Tras la tercera ronda de con versaciones, que tuvo lugar en Washington,  la diplomática cubana Josefina Vidal, declaró “…lo que hemos hecho en cuatro meses para dos países que no han tenido relaciones diplomáticas por más de 50 años, se puede considerar un progreso”.

Desde el desvelamiento de los planes de normalización de las relaciones por los presidentes Raúl Castro y Barack Obama el 17 de diciembre de 2014, o el 17D como se difunde mediáticamente, han sido siempre favorables las conversaciones de las representaciones diplomáticas sobre variados temas de beneficio mutuo como la apertura de embajadas,  y la reciente solución a las trabas bancarias a la sección de Intereses de Cuba en Washington.

La espera, al parecer más larga y compleja, es por el fin del bloqueo económico, comercial y financiero se aplica en toda su intensidad contra nuestro pueblo. Ese es un punto primordial en la normalización de las relaciones entre Cuba y los Estados Unidos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario